El apagón analógico

TDT de pagoHoy he visto en el periódico que ya queda poco para el gran temido y malvado apagón analógico [laverdad.es]. Entre el 10 y el 23 de marzo se completará la segunda etapa cortándonos el grifo de televisión analógica a los que dependamos del repetidor de Carrascoy. Ya está cerca el gran momento.

Ahora en los lugares en los que las ondas de televisión no llegan del todo bien y los canales analógicos se ven con niebla, los digitales sencillamente no se verán, o se verán entrecortados con el sonido intermitente y la imagen en plan presentación de fotografías con pixels descolocados. Si aún no tienes el decodificador ni entiendes del tema buscarás encolerizado un antenista para que a lo mejor te sable sin motivo y te oriente la antena hacia donde la tengan los vecinos. Uno de esos grandes tesoros a ráfagas que ha despuntado cuando el canal nou daba Bola de Dragón y los mejores partidos de fútbol y que ahora vuelve a ponerse de moda con esto de la TDT. No te rías que es verdad. Una de mis abuelas pasa del tema, pero la otra estuvo semanas dándome la murga cuando el repetidor de Ricote pasó a emitir sólo en digital —aunque las ondas sigan siendo analógicas— como si la pensión le fuera en ello. A duras penas logré convencerla de que su tele dependía de ese monte que se ve desde su casa, Carrascoy, pero finalmente tuve que agenciarle un decodificador para zanjar el tema. Por prevenir y todo eso. Y total, para que ahora me vuelva a hablar del asunto porque se le entrecortan los de Antena3, que como están multiplexados en el último canal del espectro habrá alguna caída extraña en su amplificador o pérdidas en el cable que hacen que su instalación lo filtre a veces y no llegue con la suficiente señal al decodificador. Aunque a mi y a otra mucha gente le pasa…

No sé si esto tendrá más éxito que los laserdisc y los minidisc. Por lo que ya llevamos parece que sí aunque la utilidad es otra cosa. En casa por ejemplo recibimos treinta y un canales y sólo vemos cinco o seis porque los demás son refritos de los tiempos de María Castaña de las principales cadenas, o televisiones locales con refritos de refritos de las cadenas nacionales y anuncios interminables, aunque a veces estas últimas tienen su atractivo con películas del oeste. Este asunto de la TDT se ha vendido muy bien con lo de calidad de imagen, que no de contenidos, e interactividad. Lo primero pues si eres de los afortunados a los que no se les entrecorta ni un solo canal te ha salido bien, aunque la gente sigue yendo al cine y descargando comprando DVD y Blu-ray —estos últimos dicen que se ven de perlas. Y lo de interactivo pues según, porque si cuenta como eso el enviarle dinero a Mediapro a cambio de que te dejen ver GOL TV, previo cambio del decodificador que compraste por uno que soporte TDT de pago, pues sí, es una manera nueva de interaccionar que la tele de toda la vida sólo permitía con botones y ruletas.

Pero bueno, lo que tenga que ser será. Si aún no tienes decodificador ni sabes qué vas a hacer con el invento este sacaperras con el que el marido de la Ministra de Defensa, asesor del Presidente por cierto, se está hinchando los bolsillos con lo del único canal de pago que hay —GOL TV—, aquí te pongo el procedimiento económico:

  1. Que alguien te deje, o si te lo regala pues mejor, un decodificador. Un rato, no hace falta mucho tiempo.
  2. Lo enchufas a la televisión y a la toma de antena de la casa, lo enciendes, lo pones a sintonizar canales y esperas.
  3. Si ha encontrado canales ¡aleluya! Si se entrecortan vas a tener que subir al tejado y que alguien desde abajo te dé indicaciones mientras mueves la antena. Y si no pues va a ser que no sirve la antena, o el amplificador de la instalación.

Si no tienes suerte con esta prueba entonces búscate un antenista que te arregle el asunto. Algunas antenas no hay por qué cambiarlas como más de un pillo trata de hacer creer y basta con que se le cambie el amplificador de cabecera que lo mismo no lleva, o subirla unos metros. Sin olvidar luego a los más mercenarios que son los que te cobran orientando la antena mirando las de los vecinos en puesto de usar un medidor de campo. Y si es cuestión del amplificador de la instalación de casa pues a lo mejor si eres un poco manitas y conoces una tienda de la materia te lo puedes cambiar tu mismo, que eso es porque filtra los canales donde van los digitales.

Y si no pues siempre nos quedará la radio. Hasta que se inventen algo… :roll:

Imagen → Flickr de libreseneltiempo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. También puede suscribirse sin comentar.