El programa "Callejeros" me da asco

Cada vez más, ya es que ni lo veo. El programa este de Cuatro, Callejeros, de esa televisión en cuya descripción de su web se describe como “La mejor televisión de entretenimiento en español” me da asco, bastante.

Un programa que se titula Callejeros, que según las varias definiciones de la palabra “callejero” pues viene a tener que ver con lo de la calle o relativo a ella, por desgracia parece en algunas emisiones un howto, o manual, de cómo meterse un chute de droga, y encima en mitad de un jardín. Desconozco la calificación para qué tipo de públicos tiene este programa, pero desde luego muestra unos contenidos… ¡Yo también voy por la calle a diario y no vienen a grabarme! Porque para lo que hace la gente que sacan últimamente… tienen de callejeros lo mismo que yo.

En sus inicios nos sacaban a gente que vivía en casas llenas de humedad que se caian a pedazos, gente que dormía en la calle, gente que malvivía en medio del campo en una casa abandonada con parte del tejado caido y que tenía la manía de guardar los meados en botellas de plástico en una habitación, etcétera. Parecía un programa que trataba, a cierto modo, de mostrar los hábitos de vida de gente que vive en la calle, o que incluso duerme en ella.

Pero ya desde hace un tiempo ha cogido una traza que busca cláramente sacar a drogadictos -de los que son pobres, claro, nada de ricachones que también los hay de esas aficiones-, ladrones y gente de mal vivir. Con lo de Lo Campano… me pareció lamentable, al miércoles siguiente en el mercadillo era el tema que lideraba las conversaciones, y de todo tipo de gente, tanto payos, gitanos como inmigrantes. Todos coincidían en que habían dado una imagen del barrio que no es esa, una imagen que ofende a todo el que vive allí. No obstante también oí el testimonio de una mujer, que contaba que fueron a su casa, estuvieron grabando en torno a una hora y ella les comentó que trabajaba en la Seguridad Social, entre otras cosas. Pues cuando ya estaban montando el programa con todas los reportajes y tal, llamaron a esta mujer para comunicarle que no iban a publicar el reportaje de su casa porque “no era lo que estaban buscando” -palabras textuales según ella de la excusa que le dieron-.

¿Entonces qué buscaban? ¿Dar a entender que el Ayuntamiento no destina ni un mísero Euro al barrio y el resto de la ciudad lo margina y hace como que no existe? Si vamos a sacar la realidad de un barrio se saca, la buena y la mala, y no sólo a gente quejándose de otra o riéndose como que viven orgullosos a costa de vender droga y/o robar. También sacaron La Botica y los ordenadores que allí hay, incluso a la reponsable del local le hicieron una entrevista de preguntas de un buen rato, pero sin embargo sacaron de escenas como si hubieran pasado por allí 5 minutos. Por supuesto no se les ocurrió decir que es una, si no la que más, de las asociaciones juveniles de los barrios de toda Cartagena a la que más dinero se le destina, que de hecho fue la primera en tener ordenadores para uso de los vecinos. Eso no lo sacan ni lo dice el presentador ese de pacotilla que cuando ve a alguien con drogas se le tienen que iluminar los ojos, porque desde luego le cambia bastante. Lo mismo es que ya hasta se le traba la lengua de sólo hablar de droga…

Y el colmo del porgrama este que es más sensacionalista que el diario 20minutos -ya he hablado en otra ocasión de cómo tergiversa y saca de contexto declaraciones de la gente o cómo incluso saca títulos no del todo ciertos-, viene cuando el gippie en su blog dedica una entrada a un par de videos, también de este programa, en el que sale en uno hablando un señor ya de cierta edad hablando de que “la droga está conceptuada socialmente muy mal, pero la droga es la auténtica salud, el bienestar, la alegría“. En el otro video sale otro de unos cuantos años, aunque a saber los que tendrá porque la droga ya se sabe que consume a la gente, que parece que está dando una clase a la TONTA de la reportera de cómo meterse un buen pinchazo.

Por cierto, ya he dejado un poco mal al reportero que vino a Lo Campano y a la reportera de los videos del blog del gippie, pero es que creo que cualquiera que atienda a las preguntas que hace la SUBNORMAL se dará cuenta. A primera vista pudiera parecer que la ESTÚPIDA de la reportera sólo tiene un par de neuronas que le hacen chispa un par de veces al año, y que cuando le hacen chispa sale a la calle a hacer esos reportajes. Lo mismo es así y la pobre no da más de sí, o tiene tan poca VERGÜENZA que no tiene cojones a decirle a sus jefes que ella no hace un reportaje de esas cosas y haciendo esas preguntas tan TONTAs. Es decir, que además de sacar a un señor cómo mezcla su dosis con agua, que intenta pincharse pero que no encuentra la vena y entonces se aprieta el brazo con una correa, además hace preguntas que algunas ni los típicos niños pequeños que siempre están diciendo “¿por qué?” las harían. Sin embargo ella ya en uno de los videos se hace un poco la despistada, como que ella pensaba que ahí donde están grabando no hay droga… claro, ¿si no hay droga entonces para qué cojones vas? Esa tía, y sus jefes, sabían perfectamente que ahí se mueve tema, y por eso fueron a grabar a la zona.

No me da asco la gente a la que graban drogándose, o a los que graban mofándose de la sociedad porque roban, o a los que venden droga -bueno éstos últimos si, y bastante-. Me da asco ver como una cadena de televisión es capaz de buscar contenidos de ese tipo para llenar su espacio televisivo de los viernes por la noche. Es como los que venden droga, porque el que se droga allá él, tiene esa adicción por desgracia, pero todo aquel que se beneficia de arruinar la vida a esas personas o de grabar cómo se la destrozan… Y a los hechos que he contado me remito, porque a esa mujer la razón que le dieron para no sacar su reportaje fue porque “no era lo que estaban buscando“, claro, no seguro que no salía la mujer quejándose de la socidad ni robando ni drogándose, y eso no llama la atención en ese tipo de “programa”.

A ver con qué nos sorprenden en los próximos meses

2 pensamientos en “El programa "Callejeros" me da asco

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *