Telefónica implantará la Red de Siguiente Generación

El día 1 de este mismo mes la CMT -esta comisión que según sopla el viento alecciona a Telefónica o le echa capotes-, le dio luz verde a Telefónica y a su fibra óptica —EDITO: desapareció el PDF de la CMT 😮 -. ¡Pues que guay! ¿no? Pero de la propuesta inicial la Comisión ha eliminado la obligación de Telefónica de proporcionar un servicio mayorista de acceso virtual a sus futuros servicios de fibra hasta el hogar. Es decir, que si la timofónica no quiere no tendrá por qué alquilarle ni cederle cableado a las compañías que no cuenten con una red propia desplegada -Jazztel, Ya.com, Orange,..-. Así que a este tipo de compañías les han hecho la gracia, porque aunque los precios que suele pedir telefónica por las cesiones tienen fama de caros, si a la timofónica no le da la gana dejará retrasadas en cuanto a modernidad de servicios prestados a estas compañías, ya que lo que pretende es conseguir llegar hasta la casa del abonado con la fibra óptica y así poder ofrecer servicios mejores que los que ofrece el cable de cobre que actualmente llega a la mayoría de hogares. Lo que actualmente tenemos los usuarios es equivalente a como si tuviéramos un motoraco enorme en el coche y carreteras excelentes -esto si que no es el caso- pero la transmisión desde el motor a las ruedas fuera muy por detrás del resto de componentes, luego es la que nos limita. Aquí esa transmisión limitante pudiéramos asemejarla a que es el cable de cobre que nos llega a casa -que luego los amigos me dicen que nunca entienden estas explicaciones 😳 -.

Por esa decisión polémica que la CMT ha tomado de no obligar a la timofónica a hacer de mayorista, ha habido dentro de la propia CMT [como dicen en desarrolloweb.com] quien ha alertado de que la medida atenta contra un nivel de competencia adecuada. Así que tanta historia estos años atrás para que otras compañías pudieran usar las infraestructuras que Telefónica tiene gracias a cuando era una empresa del Estado, para ahora empezar una nueva etapa con las redes de nueva generación y sin obligar a que las alquile al resto de operadoras.

Puede parecer que es que algunos tenemos manía a timofónica o nos pagan por meternos con ella, pero según la normativa, la cuota mensual que se paga por la línea es para que la compañía amortice la infraestructura y el consumo que hacemos llamando y demás es para pagar el gasto que genera el uso de las líneas. Suena muy bonito y justo, es una empresa y su objetivo es ganar dinero, el Estado no tiene por qué imponérselo, pero cuando hacemos memoria y recordamos que era una empresa pública perteneciente al Estado y que el bucle de abonado, o sea ese par de cables de cobre que llegan a casa, son los mismos que se pusieron en el año catapúm y encima cuando era pública… Eso ya suena a que está más que amortizado, y además es que en la telefonía fija no se les ocurre hacer esa campaña como de Movistar de “como somos más, pagamos menos”, ¿verdad? 🙄 Por eso lo de timofónica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *